Qué estoy haciendo para mejorar mi inglés rápidamente

 

 

Uno de los firmes propósitos que me fijé este año, fue el mejorar mi nivel de inglés. Este idioma, por motivos profesionales, es una de mis primeras necesidades en mi dia a dia. Tengo una posición en mi empresa con alcance global y el poder comunicarme con fluidez se ha convertido en un “must”.

Mis inicios en el inglés datan de cuando me incorporé con 14 años de edad , al Bachillerato de entonces (3º de ESO actual). En España, el idioma que se enseñaba de forma obligatoria en los expedientes académicos,  era el Francés, imagino de por aquello de proximidad geográfica…y probablemente por una falta de miras al peso que tendría el inglés en la comunicación futura.

El problema, que me temo se sigue arrastrando actualmente, es que la forma de enseñar el inglés en los centros docentes es tremendamente académica, haciéndose especial hincapié en las reglas gramáticales, dejándo excesivamente de banda la comunicación oral (fluency) y la escucha activa (listening). Quizás ahora se ha mejorado algo, entre otras cosas, por estar en una sociedad donde los “inputs” en inglés son frecuentes: música, viajamos más, series o películas en versión original…
No obstante, si nos comparamos con otros países, no muy lejanos, por ejemplo Portugal, la series y películas no suelen ser dobladas, con lo que los niños desde pequeños reciben influencias continuas en inglés…haciéndoles más fácil el aprendizaje de este idioma, de una forma  natural.
Con estos antecedentes, no es de extrañar, que los que no hemos aprendido el inglés de pequeños, tengamos que hacer un esfuerzo mayor cuando somos adultos.
Por eso, tras muchos años, “arrastrándo este debe”..este año, me hice el muy firme propósito de hacer todo lo que estuviese en mi mano de incrementar mi nivel de inglés. En mi caso, dado que mis comunicaciones diarias son en este idioma, la necesidad se equilibraba con la práctica. No obstante, me fijé un ambicioso plan de acción con entradas-contactos más continuados con el idioma. Os explico mi plan  continuación:

  • Sólo veo Series y Películas en inglés con la opción de subtitulos en inglés activada. Netflix que gran invento!

  • Soy mucho más disciplinado en no saltarme mis clases de ingles (Thank you to my teachers Nick & Lisette!) Siendo más proactivo y exigente en mis demandas hacia ellos y en paralelo tomando notas durante las clases de cualquiera de sus enseñanzas-sugerencias y haciendo los deberes-homework que me requieren.
  • Leo libros en inglés, que ya habia leido en castellano. Concretamente ahora estoy leyendo “The Shadow of the wind de Carlos Ruíz Zafón”
  • Durante mis trayectos en coche ,sólo escucho podcasts en inglés, abajo os pongo alguno de los que sigo , ya sea por recomendaciones de mis teachers o por haberlos encontrado por mi cuenta:
  • Recibo en mi mail a diario una “nueva” palabra en inglés mediante la página web wordreference: me envian cada dia una nueva palabra con una explicación breve o si deseo más completa, que incluye un video con el uso de esa palabra. Tiene dos niveles: Basic e Intermediate . Aprendiendo una nueva palabra cada día , esto supone a final de año 365 nuevas palabras…según indican los expertos se requieren unas 1500 palabras para comunicarse con una cierta fluidez . Por lo tanto en un año habré aumentado en más de un 20% la cantidad de palabras que conozco!. A su vez tengo el Google Translate habitualmente abierto, y voy grabando en mi lista de vocabulario personal, aquellas palabras que voy aprendiendo , para repasarlas cuando las requiera.

  • Recibo un mail semanal (los viernes) con recordatorios de normas ortográficas y vocabulario por parte de Graham de ABA (American & British Academy). La página web tiene materiales gratuitos muy interesantes.
  • En internet existen multitud de materiales que te pueden ayudar en tu aprendizaje. Algunos de ellos directamente focalizados a las dificultades que tenemos los castellano parlantes. Por ejemplo hablarmejoringles.com

  • E intento fijarme más en las letras de las canciones que escucho en la radio o cuando voy corriendo en mis listas de Spotify.(cuando corro, si voy a un ritmo relajado, puedo centrarme mucho más en las letras de las canciones.).Los Beatles tienen letras muy accesibles. Además el otro dia encontré una página web interesante: 12 canciones son suficientes para aprender inglés . Se trata de escuchar las canciones, mientras lee su letra, haciendo especial incidencia en las palabras que han destacado. Debes fijarte cómo la pronuncia el interprete y buscar su significado…y sólo con esas palabras mejoras enormemente tu pronunciación.
  • Todas mis notas, las escribo en inglés, lo cual me obliga a pensar mucho más en este idioma y a su vez en las estructuras gramáticales, cómo se dice esto.
Y sabeis lo mejor de todo esto!….es que tras mi primer mes aplicando lo que os indico, estoy notando una sustancial mejoría en mi dia a dia, ganando más confianza en mis comunicaciones internas y siento que mi plan funciona , lo cual me motiva a seguir.
Y tu Life Squeezer, qué haces para aprender inglés!. 
Me encantaría escuchar tus sugerencias.

 

La cartera de piel ha muerto, viva el movil!

La entrada de hoy, a diferencia de las ultimas aportaciones, se centra en contenido eminentemente práctico. Y trata sobre algunas aplicaciones para movil que nos pueden ayudar en el dia a dia; y en definitiva, atendiendo al objeto principal de este blog, a hacernos más eficaces o cuando menos evitarnos algunos quebraderos de cabeza.

¿Os habeis dado cuenta la cantidad de tarjetas que tenemos en nuestras carteras?.
Está muy bien el disponer de tarjetas de fidelización que nos permiten ahorrarnos algunos eurillos, pero al final, la cartera se va llenando y llenando, y nos lleva a desechar algunas , y entonces, no disponer de ellas, justo en el momento que más las necesitamos.

Me permito sugeriros, para evitar este problema, y entendiendo que la mayoría de nosotros llevamos nuestro movil encima, el que os instaleis una aplicación llamada STOCARD.
Esta aplicación es sencilla, pero ideal para solventar los problemas que os indicaba anteriormente.

Otra aplicación, que nos permite solventar de una forma segura, el tener que memorizar las mil y una contraseñas que dia a dia tenemos que manejar , es la denominada 1Password.
Permite disponer de una forma muy segura (tiene una opción de apertura mediante tu huella digital)  en una sola ubicación todas tus contraseñas más importantes.

Otra aplicación, para los usuarios de iPhone viajeros, es la Apple Wallet, la cual te permite disponer de las tarjetas de embarque y algunas tarjetas de fidelización sin tener que imprimirlas y así ser un poco más ecológico.

Sin lugar a dudas, en breve los smartphones, nos van a llevar a no tener necesidad de tener carteras, ni monederos con nosotros, ya que cada vez va a ser más innecesarias las mismas, si tenemos en cuenta que la telefonia ,conjuntamente con la banca a distancia y el comercio, están apostando más y más fuerte por estas opciones tecnológicas.

Estan al llegar aplicaciones diseñadas por los fabricantes de moviles : Samsung Pay, Apple Pay o Android Pay, con idea de que nuestro movil se convierta en un monedero y nos permitan complementar lo que la mayoría de entidades bancarias han lanzado hace tiempo. La disposición de aplicaciones que nos permiten controlar nuestras cuentas y realizar las operaciones del dia a dia, sin necesidad de perder tiempo en colas y/o desplazamientos.

No se que pensareis vosotros, pero mucho me temo que las carteras de piel, tienen los dias contados.

 

 

Cambia de ritmo para salir del "Burnout" o… "de como reencontrarse con uno mismo"

Últimamente he estado notando que estoy más cansado de lo habitual , apático e incluso con poca claridad de ideas (al menos, menos de lo habitual…).
Intuyo que el excesivo ritmo de trabajo que he estado llevando hace más de un año con continuos viajes por todo el mundo, a ritmo frenético y esa sensación continuada de que por muchas horas de trabajo, siempre hay mas trabajo que hacer, no me está ayudando.
Es esa maldita sensación de estar intentado vaciar el mar que me genera insatisfacción continuada; y a pesar de que me tildo de buen organizador, eficiente y eficaz, tengo la sensación de que no llego a todo.
Revisando un poco bibliografia al respecto de algo que habia oido hablar; y que asociaba con otro tipo de profesiones más interesantes que la mia. Me he dado cuenta de que estoy “quemado-agotado-consumido”…o como denominan los anglosajones, esto sufriendo ese fenómeno llamado “Burnout”. Y me he dado cuenta, muy a mi pesar, que gran parte de estas sensaciones descritas anteriormente encajan a la perfección con los sintomas del mismo.
Este tipo “dolencia”, está muy asociada a profesionales o personas tremendamente exigentes consigo mismas , de los del tipo “yo puedo con todo”…y que se olvidan de que si bien “tu puedes con cualquier cosa, NO puedes con todas las cosas”.

Lo bueno de todo esto, es que tiene arreglo, sin ir más lejos este fin de semana, me he alejado al máximo posible de mi trabajo, haciendo cosas muy diferentes al dia a dia…y ahora mismo tras dos dias de “descanso activo”, hoy domingo noche, veo las cosas de forma mucho más positiva. Evidentemente no voy a bajar la guardia, y me he “prescrito” unas vacaciones en breve, donde buscaré desconectar al máximo. Esta epoca que se avecina, es propicia a hacer desconexión, balance y borrón y cuenta nueva…y creo que es un buen momento de que revise mis prioridades y busque cómo puedo ser mucho más selectivo en mis cargas de trabajo, decir más frecuente “NO” y hacer un cambio de paso durante las próximas semanas.

Hoy mismo; fijaros que no he usado mañana; me he puesto en la tarea; tengo claro qué es lo que tengo que hacer los próximos dias , tanto en lo profesional , como sobretodo en lo personal.

Y al llegar a esta conclusión, me ha ayudado una experiencia tremendamente vital y positiva, por la que acabo de pasar. Acabo de llegar de un reencuentro con compañeros de EGB del Colegio San Antonio María Claret en Nou Barris, a los cuales hacia 33 años que no veía. Sinceramente ha sido algo muy bonito el rememorar, recuerdos ya olvidados, de tiempos donde eramos tremendamente inocentes y llenos de ilusion. Ver que  la vida a todos nos ha llenado de un sinfin de experiencias, de todo tipo,  y que a pesar de todos los años pasados, nos hemos puesto a hablar como si fuese ayer mismo que nos habiamos visto. Lo hoy vivido, me ha hecho recapacitar, y me ha ayudado a valorar mucho más que en el fondo, una de las sensaciones más importantes en la vida de uno, es la amistad y las relaciones humanas, por encima de los agobios diarios y materialismos puntuales.

Gracias a tod@s los Claretianos por la lección de hoy! Sois muy grandes!

REFLEXIONES SOBRE EL USO DEL MOVIL: NOS APROXIMA O NOS ALEJA?

Esta semana, me ha llegado un video de Renny Gleeson, llamado “Our antisocial phone tricks” (Nuestros habitos antisociales de usar el movil). Renny es lo que se llama un estratega social, trabaja en una empresa de publicidad, donde empezó diseñando video juegos, y se dedica a pensar con respecto al uso que se hace de la tecnologia en la sociedad.

En este video, el conferenciante, trata sobre el “mal uso” que hacemos, de la fantastica herramienta de comunicación que nos ha dotado la tecnologia: el movil. Si bien está claro que el movil, es un “must” es nuestro dia a dia, y que nos permite estar en permanente contacto, al menos en teoría,  con nuestros seres queridos y nuestro entorno laboral, a la vez, un mal uso del mismo, nos puede llevar a la paradoja de “aislarnos socialmente”.

Algunos ejemplos claros los tenemos en situaciones cotidianas como:

1.-En los bares o restaurantes donde estamos con amigos, compañeros, nuestras familias; y en muchos casos “pasamos” literalmente de ellos, cuando le hacemos más caso al smartphone de turno y , en el mejor de los casos, recibimos una llamada (que atendemos); o simplemente nos ponemos a navegar a traves de las aplicaciones de mensajería o, ya puesto, porqué no,  nos ponemos a jugar (gravisimo = estas muy enfermo).

 

2.-O cuando estamos viviendo una experiencia en primera persona con nuestra pareja o allegados, y estamos más preocupados en “inmortalizarla”. Esto no sería un problema grave, si realmente esa foto o video, la hiciesemos para tener un futuro recuerdo; el problema está cuando el cometido de la misma, no es otro, que publicarla en redes sociales. Es decir estamos más preocupados en “vender” nuestra notoriedad y experiencia , que en vivirla realmente “per se” y quedarnos con las sensaciones del momento. Que decir tiene, de las personas que se pasan los viajes, grabando continuamente en video, olvidándose de mirar en primera persona el objeto grabado, pasándo la realidad del momento por el tamiz del aparato de grabación, con el unico proposito de “martirizar” a sus amigos con el video del viaje de marras…

3.-O cuando se nos acercan nuestros hijos a pedirnos algo, y literalmente pasamos de ellos porque estamos mirando el movil. El mensaje que les transmitimos no es otro, que el decirles : “Este aparato que tengo en mis manos, es muchisimo más importante que tu…”. Luego nos quejaremos cuando, en su momento,  ese niño haya crecido y se “aisle” jugando con video juegos, chateando en su ordenador o teléfono; y en definitiva, nos pague con la misma moneda y no nos haga ningun caso. Ya lo dice el dicho : “siembra vientos, y recoge tempestades”.

Os invito a mirar el video adjunto, “Desconectar para conectar “…y pensad al respecto.

No os equivoqueis, no estoy diciendo , que los telefonos y otros artilugios, no nos hayan facilitado la vida; todo lo contrario, por mi trabajo viajo mucho, y ahora más que nunca es más fácil que nunca estar continuamente y “proximo” a tus allegados y minimizar las distancias y las roturas de comunicación que vivieron nuestros antepasados. Hace quince años, cuando marchabas de viaje, dependias, en el mejor de los casos, de una cabina de teléfonos; y hacias, como mucho, una llamada diaria. O en el caso de las comunicaciones por escrito, lo más rápido era el fax y todo iba más lento (otro dia ya hablaré del problema que se genera actualmente con esa comunicación continuada en el entorno laboral…hoy no toca). Ahora esa situación no sucede, y podemos tener una comunicación al instante con quien deseemos; lo tenemos mucho más cerca.

Lo que realmente pretendo con la entrada de hoy es que reflexionemos sobre el uso, mal uso o abuso…de esas nuevas tecnologías, que pueden llevar a lo que aparentemente es una herramienta de socialización maravillosa se convierta en todo lo contrario un detonante de la antisocialización, al provocar nuestro aislamiento aparente de las personas que tenemos a nuestro lado.

Seguramente dicho asi , igual suene alarmista, pero si os digo que hay encuestas que dicen que miramos el movil 214 veces al dia; o sea 1500 veces a la semana o lo que es lo mismo 78.000 veces al año. Lo que equivale a 3 horas y 18 minutos al dia!.
Eso solo el movil, si incluyesemos tablets, ordenadores, consolas, y otros cacharros varios, imaginaros el numero!
Igual decis, yo no, eso son los otros…bueno os propongo un experimento, instalaros la aplicación adjunta que se llama Checky y lo comprobais. Me temo que os vais a sorprender a vosotros mismos.

Muchos de nosotros, más de los que creemos, tenemos una nueva patologia que se llama Nomofobia: somos adictos al movil y tenemos miedo de salir de casa sin el dichoso cacharrito.
La situación es tan grave que se ha llegado a crear una aplicación llamada Faceup que te ayuda a atajar la adicción a internet. Es uno de los problemas más punteros en la sociedad actual, tal como se analiza en el articulo adjunto: “Comprueba si eres adicto al “smartphone”… y supéralo”

El tema es tan grave que se han llegado a inventar “falsos moviles” que no son otra cosa que maquetas de goma con el mismo peso y medidas que el movil para eliminar parte de la ansiedad a los que no pueden vivir sin movil. Se llaman “noPhone“.

Y tu cómo utilizas el movil?…

Y, ahora hazte un  favor; si has llegado hasta aqui, muchas gracias por haberme leido; pero,  levanta la cabeza y mira a quien tienes delante, habla con él o si no tienes a nadie, mira a través de la ventana y percibe con tus ojos y en “primera persona” lo que te brinda la realidad sin filtros ni cortapisas tecnológicos.